Home / HOMILIAS / Homilia del dia domingo 28 junio/13 ordinario B

Homilia del dia domingo 28 junio/13 ordinario B

LA FE Y El TACTO
Domingo 13º del Tiempo Ordinario. B.
28 de junio de 2015

“Dios no hizo la muerte ni se recrea  en la destrucción de los vivientes”. Así lo proclama el texto del libro de la Sabiduría que hoy se lee en la celebración de la eucaristía “Dios creó al hombre para la inmortalidad y lo hizo imagen de su propio ser; pero la muerte entró en el mundo por la envidia del diablo, y los de su partido pasarán por ella” (Sab 1,13-15; 2,23-25).
Es verdad que la cultura griega del momento aceptaba solamente una cierta inmortalidad del espíritu humano, pero no podía llegar a creer en la resurrección de los muertos. Bien clara quedó esa resistencia en la actitud displicente con la que los sabios atenienses recibieron el discurso que San Pablo les dirigió en el Areópago.
El texto bíblico no pretende enzarzarse en esas discusiones. Al autor sólo le interesa subrayar la fe en el Dios creador de la vida. El hombre ha sido creado a imagen de Dios. Pero la justicia de Dios, es decir, su santidad y su misericordia son eternas. Luego también el hombre está llamado a sobrevivir más allá de la frontera de la muerte

Acompañada de la enfermedad y el dolor, la muerte aparece también en el evangelio de hoy (Mc 5,21-43). Es un relato muy rico en el que las semejanzas se entrecruzan con los contrastes. Por muy interesantes que sean los detalles de esta doble escena, todos apuntan a Jesús. En Él se manifiestan el poder y la misericordia de Dios.
• En el texto se evocan de modo muy llamativo dos realidades tan humanas como son la enfermedad y la muerte. Ambas aparecen aquí reflejadas en la peripecia de dos mujeres. Una lleva doce años enferma de hemorragias. Y doce años tenía también la hija de Jairo al caer en brazos de la muerte.
• En las dos situaciones se subraya el poder de la oración. Por la niña intercede su padre con una súplica expresada en palabras. La mujer enferma ruega por sí misma, desde el silencio de su soledad. En casa de Jairo, la algarabía deja paso al silencio. La mujer enferma es arrancada del silencio para hacer pública su sanación. Su silencio reclama la Palabra que es Jesús.

El relato evangélico subraya además la importancia del tacto físico, es decir de la cercanía del ser humano a la humanidad de Cristo. Pero al mismo tiempo nos advierte del riesgo de caer en la magia. El tacto y la palabra son nada y menos que nada sin la fe.
• En los dos casos, se subraya la importancia de  los sentidos. Jesús “notó” que alguien le había tocado y que de él había salido un poder. También la mujer enferma “notó” que había sido curada. Por otra parte. Jesús “tomó de la mano” a la niña muerta. Evidentemente, la divinidad de Cristo no supone la negación de su humanidad.
• Pero en los dos casos adquiere una importancia definitiva la fe. Creer en Jesús es confiar en la bondad y la misericordia de Dios, que se hacen manifiestas en las palabras y en los gestos de su Hijo. Jesús dice a la mujer que su fe la ha salvado. A Jairo Jesús le dirige una exhortación a la confianza: “No temas; basta que tengas fe”.
– Señor Jesús, tú conoces nuestra debilidad y la fragilidad de todas las personas atormentadas por la enfermedad y por el miedo a la muerte. Te reconocemos como nuestro Salvador. Que nuestra fe nos acerque a ti. Y que también nosotros nos dejemos tocar por el dolor de todos los que sufren, para que podamos hacer visible tu misericordia. Amén

About Sandy Productions

Promotor Artistico, Web Master, Creador y Administracion de Paginas Web, Emisoras, Pautas, Publicidad, Voz Comercial, Redes Sociales y mas.
www.Elpalomusical.com
www.DeliciaFM.net
Contacto: whatsapp (829)-286-0491
elpalomusical@gmail.com

Check Also

Papa Francisco a la Orden de Predicadores.

Fray Gerardo Arias, O. P. Hoy les presento la homilía del Papa Francisco dirigida a …

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: