Home / NOTICIAS / La Palabra ilumina nuestros planes

La Palabra ilumina nuestros planes

[AdSense-A]

Padre Miguel Marte Ramírez | mimarte@pucmmsti.edu.do | Iniciamos un nuevo año. Para estas fechas la gente suele hacerse hermosos propósitos. Algunos, ­lamentablemente no atinan a meter a Jesús dentro de los mismos. Les basta con “hacerse sus planes”[AdSense-A]. Sin embargo, el Evangelio de este domingo vuelve otra vez sobre la pregunta por Jesús. Nos da una respuesta certera al respecto: Es la Palabra de Dios que se hace carne; que instala su tienda de campaña entre nosotros. Es como si se nos quisiera decir: cuando hagas tus planes no olvides que Jesús está compartiendo la “mundanidad” contigo.

El himno del Evangelio de Juan que hoy se nos propone coloca la Palabra al principio de todo. Pienso que también debe aparecer al principio de nuestros proyectos. Si nuestros planes no están iluminados y sosteni­dos en aquel que es la Palabra corren el riesgo de desvanecerse. La Palabra lo origina y sostiene todo. Es interesante que en otros textos Esta esté relacionada con la sabiduría. En la Palabra está la sabiduría que orienta nuestras decisiones.

EL himno del Evangelio de Juan que hoy se nos propone coloca la Palabra al principio de todo. Pienso que también debe aparecer al principio de nuestros proyectos.

El hecho de identificar a Jesús con la Palabra nos habla también de que Dios es dialogante. Su relación con el hombre es dialógica. Habla al hombre y lo escucha. Recordemos la relación que Moisés guardaba con Dios. De él se dice que hablaba con Dios cara a cara, como quien habla con un amigo. Por lo tanto, el creyente tiene la oportunidad de comentar con Dios sus planes, contarle sus sueños, expresarle sus esperanzas y temores; a la vez que puede escuchar sus orientaciones. Si Dios es Palabra, la escucha es fundamental en la relación del hombre con él. De ahí la oración y la lectura orante de la Sagrada Escritura.

En el himno que se nos regala hoy el autor vincula la Palabra a la luz. No podía ser de otra manera. La Palabra arroja luz sobre las cosas; sobre todo, saca a la luz todo lo que permanece encerrado en nuestro interior. La Palabra nos revela quién y cómo es Dios; a la vez que nos permite sacar a la luz lo que guardamos dentro. La Palabra es reveladora del yo, por eso permite la intimidad, la contempla­ción, la entrega.

La Palabra tiene tal fuerza que se hace vida. Es la fuerza de la Palabra. Recordemos que fue gracias a la pa­labra que en la primera página de la Biblia surgió la vida. Es también gracias a la Palabra que la vida plena llega al hombre.
La Palabra es la que toca el corazón de María y luego se hace vida en su vientre: “Hágase en mí según tu palabra”. La palabra fecunda la vida y la hace productiva. De ahí que no podamos emprender ningún proyecto, por noble que sea, si no está iluminado y sostenido por la Palabra.

A pesar de todo ello hay gente que prefiere no dejarse iluminar por la Palabra. Son los que la rechazan porque prefieren la opacidad de sus planes. Creen que así les va mejor. Hay proyectos transparentes, iluminados por la Palabra; y los hay opacos, escondidos tras cortinas de humo porque no resisten la claridad.

About Sandy Productions

Promotor Artistico, Web Master, Creador y Administracion de Paginas Web, Emisoras, Pautas, Publicidad, Voz Comercial, Redes Sociales y mas.
www.Elpalomusical.com
www.DeliciaFM.net
Contacto: whatsapp (829)-286-0491
elpalomusical@gmail.com

Check Also

El Papa Francisco destaca la necesidad de edificar, custodiar y purificar la Iglesia

En el día en que la Iglesia celebra la dedicación de la basílica de San …

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: